Crisis políticas, igualdad de genero y desarrollo global

A propósito de algunas dificultades locales pero sobre todo a causa de las crisis políticas en México, Brasil, Italia y España, me preguntó un periodista si la política estaba haciendo agua para resolver los problemas de la sociedad.

La capacidad o incapacidad para brindar soluciones está en cómo se conduce la tensión entre dos procesos que han distinguido los asuntos globales en las últimas décadas: globalización y democratización; si bien hay más estados democráticos que nunca antes en la historia, su imperio para determinar conductas se ve acotado por el funcionamiento del capitalismo a escala global.

Seminario internacional de igualdad de género en la sede de la Auditoría General de la Nación, 30 y 31 de mayo de 2018

Cuando una sociedad afectada por la insatisfacción se cierra en sí misma, puede amanecer con respuestas populistas. En el caso de Europa, las expresiones suelen venir acompañadas de xenofobia y nacionalismo, lo cual exacerba el aislamiento.

El camino alternativo es el de construir instancias globales supra-estatales capaces de gobernar esa globalización.

Por eso creo en la utilidad, necesidad y eficacia de las herramientas globales institucionales, tales como el G20 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), temas sobre los cuales me he expresado en entradas anteriores (Usemos al G20, Datos matan espejitos, El triple desafío del desarrollo).

La semana pasada se realizó en la sede central de la AGN una seminario internacional muy interesante sobre igualdad de género con foco en el ODS 5: lograr la igualdad de géneros y empoderar a todas las mujeres y niñas.

Continuar leyendo “Crisis políticas, igualdad de genero y desarrollo global”

Corrupción y estabilidad política

A fin de 2017, la Red Iberoamericana de Estudios Internacionales (RIBEI) organizó en la UNTREF de Buenos Aires su VII Conferencia, titulada América Latina y Europa: ¿miradas compartidas ante un momento de cambio? Participé en la mesa sobre corrupción, estabilidad política y regeneración democrática junto con el Director del IELAT de la Universidad de Alcalá, Daniel Sotelsek, los profesores Andrés Molano-Rojas y Francisco Jiménez García, y el presidente del Consejo Uruguayo para las Relaciones Internacionales, Sergio Abreu.

La corrupción se ha convertido en uno de los principales problemas de las sociedades latinoamericanas, tal como lo demuestran las repercusiones regionales del escándalo Odebrecht. Sin embargo, no se trata de un fenómeno circunscripto a la región, lo que nos lleva a preguntarnos si es posible una mirada comparada con Europa y también, por sus repercusiones, sobre la estabilidad política y la calidad democrática en general.

Continuar leyendo “Corrupción y estabilidad política”

El triple desafío del desarrollo

La semana pasada nos convocamos en la Auditoria General de la Nación para discutir los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) con un panel de invitados de alto nivel integrado por el Vicejefe de Gabinete de Ministros, Mario Quintana, el Representante del PNUD, Mauricio Valdés y el Director del Indec, Jorge Todesca.

El compromiso global de la Agenda 2030 implica concebir el desarrollo como la articulación virtuosa entre crecimiento económico, inclusión social y sustentabilidad ambiental.

Decidimos impulsar este seminario -no por un interés académico- sino porque la AGN tiene un papel relevante a cumplir en la Agenda 2030 adoptada por el Estado argentino junto a otros 192 países. Es una oportunidad para abordar sistemáticamente el desafío de concebir el desarrollo como la articulación virtuosa entre el crecimiento económico, la inclusión social y la sustentabilidad ambiental.

Continuar leyendo “El triple desafío del desarrollo”

Usemos al G20

Imagen: KangZeLiu CC BY-SA 4.0 -https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=44382606

La globalización es un fenómeno que se viene cocinando desde hace más de cinco siglos. En las últimas dos décadas, los cambios en la organización productiva de las empresas  y las innovaciones tecnológicas le imprimieron un impulso determinante.

El resultado es mixto: por un lado, se redujo la pobreza pero, al mismo tiempo, se amplio la desigualdad entre las regiones y hacia el interior de los países.

Continuar leyendo “Usemos al G20”