Lecturas Recomendadas

Este es el Sumario de Escenarios Alternativos, el Portal que edito de análisis político.

“PERTENEZCO A UNA GENERACIÓN DE RADICALES QUE NO LE TIENE MIEDO AL PODER", dice –entre otras cosas, el senador Ernesto Sanz en entrevista exclusiva con EA.

La Coyuntura Política de esta edición: EL KIRCHNERISMO SE AGOSTA señala la importancia de las PASO que asoma como el principio del fin de ciclo de un gobierno debilitado. Los tumbos de la economía y los problemas de la sucesión en el peronismo, una combinación con malos recuerdos. Las listas están pegadas. Cambios en la cúpula militar. Brasil en un momento difícil.

LA CRISIS PARECE INELUDIBLE, afirma Martín Rapetti y analiza la llamada "década ganada", en referencia a los diez años que lleva el kirchnerismo en el poder. Cuesta encontrar hoy en Argentina a un/a economista que no trabaje para el estado y pondere tan alto a la gestión económica. El grueso de la profesión prefiere más bien hablar de la "década desperdiciada".

EL JUEGO DEL POSTKIRCHNERISMO, presentado por Alejandro Bonvecchi sostiene que las listas de candidatos anunciadas el 22 de junio muestran que la política argentina ha iniciado un nuevo juego caracterizado por las fugas hacia los extremos de actores que antes ocupaban el centro y por la convergencia en el centro de actores que antes parecían inclinarse a los extremos. Este juego no es resultado de la voluntad sino del cálculo estratégico: por una parte, del vértice kirchnerista que parece haber aceptado su eclipse; por otra parte, de los aspirantes a la sucesión que comienzan a desplegar sus maniobras.

Ricardo Lafferriere, en PERONISMO, KIRCHNERISMO, MASSISMO. Y SIGUE LA FUNCIÓN… , se pregunta si es lo mismo peronismo que kirchnerismo ¿Es lo mismo kirchnerismo que cristinismo? ¿Y Massa? El interrogante no desvela a los peronistas ni a la mayoría de la sociedad, como sí lo hace al amplio espectro de la dirigencia opositora. Para los peronistas, peronismo es "poder".

LAS P.A.S.O. PERMITEN DECIDIR LOS LIDERAZGOS DE UNA COALICIÓN, afirma Liliana De Riz. Las elecciones legislativas en ciernes no son un episodio más en la rutina de la celebración de elecciones legislativas intermedias. Por el contrario, lo que en ellas está en juego es decisivo para perfilar la Argentina que viene: está en juego poner límites a la voracidad del poder de la presidente y para lograrlo, está claro que es preciso gestar coaliciones que desafíen ese poder en las urnas y pavimenten el camino hacia una alternativa de gobierno capaz de lograr el encuentro con la mayoría ciudadana.

VENECIA SIN TI de Juan Cambiaso. Por orden presidencial, el envío argentino a la Bienal de Venecia 2013 pasó de ser una Rapsodia Inconclusa a ser una Metáfora Contemporánea. El destrato a la artista Nicola Costantino y a su obra desató un temporal de reacciones.

Mónica Marquina, en LA AUTONOMÍA UNIVERSITARIA DILUÍDA, advierte que pasados más de seis años del anuncio oficial sobre el fin del último resabio normativo de la educación menemista, no fue posible plantear en la “década ganada” una nueva ley completa, consensuada, que piense a la universidad y sus problemas de cara a los próximos años.

En el plano internacional, Heraldo Muñoz, en AMÉRICA LATINA NECESITA IGUALDAD Y SUSTENTABILIDAD AMBIENTAL , asegura que a mil días de la meta de 2015, América Latina y el Caribe parecen encaminados a alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Sin embargo subsiste el desafío de hacer más igualitarias nuestras sociedades a más sustentables sus modelo de desarrollo.

ESTAMBUL Y RÍO, O EL MALESTAR EN LA DEMOCRACIA, de Fernando Mires analiza la agitación política y social en Brasil y Turquía. ¿En qué se parecen Estambul y Río? Aparentemente en nada. Pero si pensamos un momento, en mucho. En nada, porque Estambul es la sede de una cultura islámica cuyo partido gobernante es confesional. Ciudad que alberga a dos culturas aparentemente antagónicas, una pre-moderna, marcada por la religión y otra post-moderna, marcada por el influjo cercano de Occidente. Río, en cambio, es libertino, tropical, insolente, bullanguero, futbolero, carnavalero, pendenciero, peligroso y erótico. ¿Y por qué entonces cada vez que miro en la televisión a esos jóvenes que llenan las calles y plazas no sé de pronto distinguir cual ciudad es una y cual la otra? La razón es evidente: los jóvenes peleando en contra de la policía son iguales en todas partes. No hay nada más homogéneo que la juventud en estado de rebelión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *