2019, el año decisivo

Estuve en LN+ conversando sobre varios temas: la situación política, el poder, el radicalismo, Cambiemos y las elecciones 2019. Aquí el video de la entrevista y abajo una síntesis de los principales puntos.

DNU sobre extinción de dominio

Fue una decisión oportuna. Es un tema que lleva mucha discusión y que no ha sido saldado en el Congreso. Ahora podrá ser tratado legislativamente y se producirá un resultado. La pretensión de que no es constitucional porque ignora al Congreso es un argumento traído de los pelos. El Congreso ahora debe actuar, debe opinar, debe involucrarse para aprobar o rechazar el DNU. No puede desentenderse. Lo más importante es que se induce al resto de los actores políticos -en este caso concreto, el justicialismo-, a tomar una decisión y sancionar. Ese es el camino democrático: opción y participación de los actores institucionales.

Capacidad política de Macri

PUNTOS A FAVOR: 1) El 10 de diciembre Mauricio Macri se convertirá en el primer presidente no justicialista en finalizar su mandato desde 1928; 2) Impulsó decisiones políticas complejas que fueron aprobadas por el Congreso, donde fue clave el radicalismo al frente de los bloques legislativos.

DUDAS QUE SURGEN: Hay decisiones del propio gobierno que llaman la atención. Un ejemplo: la respetable periodista Maia Jastreblansky publicó recientemente una nota que sugiere que el Poder Ejecutivo dejaría de lado a la candidata elegida por concurso para integrar la Cámara Nacional Electoral. Si bien el presidente de la Nación está facultado a seleccionar un candidato de la terna, ¿qué razón habría para no optar por la persona que demostró ser la más idónea? Sería un error que el Presidente se guiara por otra razón que no fuera la que indica la lógica.

El papel del radicalismo

El radicalismo es una fuerza política que, además de formar parte y ser socio fundador de la coalición Cambiemos, administra más de 500 intendencias en Argentina.  Tiene tres gobernadores y dos vice-gobernadores. Tiene, además, el mayor contingente de legisladores de la coalición Cambiemos. Es decir que se trata de una fuerza política con presencia institucional y relevancia en términos de implantación territorial. El radicalismo, además, cree en la coalición Cambiemos, queremos que continúe y apostamos al próximo turno presidencial de la nueva coalición Cambiemos, triunfo que estoy seguro vamos a lograr.

El poder

PARA LOS RADICALES: la capacidad de transformar la sociedad, de convertir los ideales en materias concretas.

PARA EL PERONISMO: un peronista ejerce disfrutando el poder. El politólogo Angelo Panebianco decía que los partidos políticos tienen, a lo largo de su historia, el sello indeleble de sus fundadores. El peronismo -surgido desde el poder, a partir de un funcionario que era coronel del ejército, acostumbrado a mandar- le dio un perfil al funcionamiento del peronismo que no necesariamente es compartido por otros, en este caso, los radicales.

La importancia del segundo mandato

Me resulta alarmante la tesis política que sostiene la fuerza política de la ex presidenta: ¡que hay que reformar la Constitución porque el equilibrio de los poderes ya no es relevante! Preocupa que haya una regresión populista, una vuelta al pasado, que le haría muy mal a la Argentina. Es cierto que hay una fracción de la sociedad que descree de la importancia de determinados valores. Por eso Alfonsín decía que la política también es docencia. ¿Cómo debería pararse un radical en este momento? Con la guía de lo que denomino “las tres E”: escuchar, entender y explicar por qué es necesario un segundo turno de Cambiemos en la Argentina. Si nosotros conseguimos -como vamos a conseguir- que Macri termine el mandato y sea reelecto, ahí la democracia argentina habrá madurado. Se habrá dado vuelta la página de la historia del populismo en nuestro país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.